SELECCIONAR IDIOMA:

Serie Tiempos de cambio: Escuchar a los pacientes durante la pandemia

Las redes sociales, fuentes de información para las evaluaciones clínicas

Esta es la décima entrega de la serie Tiempos de cambio de Lionbridge, una recopilación de comentarios de expertos del sector biomédico sobre los cambios que se están produciendo en el sector como resultado de la crisis de la COVID-19.

En todo el sector farmacéutico asistimos a una rápida evolución en la ejecución de los ensayos clínicos, a medida que adoptan un modelo más virtual. Los cambios que se están produciendo han pasado de ser una opción a ser imprescindibles para reducir los plazos de realización de los ensayos clínicos y mantener el impulso en el desarrollo de medicamentos durante la COVID-19. La transición hacia la realización a distancia de los ensayos ya está en marcha en todo el sector. Una encuesta reciente, realizada durante un seminario web organizado por 4G Clinical, mostró que el 90 % de los asistentes al seminario estaban o bien en proceso de adaptar los protocolos de estudios actuales para implantar modelos virtuales o híbridos o bien planificando futuras investigaciones clínicas que deberán administrarse a distancia.

Y aunque este cambio requiere una coordinación muy compleja entre múltiples partes del promotor, de la CRO (Clinical Research Organization) y del centro que realiza el estudio, parece que cuenta con un gran apoyo entre los voluntarios de los ensayos. Una encuesta entre participantes de ensayos clínicos realizada por Clinical Leader concluyó que el 61 % estaba dispuesto a utilizar soluciones de telesalud como parte de su monitorización.

Las tecnologías de los componentes que permiten la realización de ensayos a distancia no son nuevas en absoluto. Hace ya muchos años que existen soluciones de telesalud, aplicaciones de aprendizaje electrónico, envíos directos al paciente, interpretación telefónica, dispositivos portátiles o comunicaciones omnicanal, entre otras. La diferencia es que en los tiempos actuales, caracterizados por la necesidad del distanciamiento, es preciso reunirlas todas en un conjunto de soluciones que faciliten la ejecución de los ensayos clínicos de forma remota.

¿Cómo pueden comunicarse los centros de estudio con los participantes de los ensayos clínicos?

Los promotores se centran en cómo monitorizar las comunicaciones auxiliares de los voluntarios de los ensayos y mantener su compromiso, aunque participen en estudios en los que exista muy poca interacción presencial con el personal del centro. Los ensayos multinacionales en su última fase suelen durar más de seis meses, y a veces más de un año, especialmente cuando incluyen seguimiento de la seguridad para generar los datos clínicos necesarios. Durante la realización de ensayos tan relevantes, son esenciales las tasas de retención de pacientes y de reducción de abandonos.

Las soluciones de telesalud funcionan bien para citas de seguimiento, como las visitas de monitorización de pacientes y aquellas que no requieren intervención o evaluación presencial del investigador. Además, la ejecución virtual de los ensayos puede funcionar para los resultados comunicados por los pacientes, las instrucciones sobre cómo administrarse medicamentos de investigación o cómo realizar pruebas en casa para algunos procedimientos que no requieren la intervención de un médico. Pero ¿cómo pueden los promotores de estudios farmacéuticos prestar oídos a conversaciones que pueden tener lugar en foros que quedan fuera de su control? Parte de la respuesta está en la escucha de redes sociales.

¿Qué es la escucha de redes sociales?

La escucha de redes sociales aprovecha varios elementos tecnológicos para permitir a los promotores analizar foros públicos, como redes sociales, blogs o salas de chat, a fin de evaluar el sentir de los pacientes, con independencia del idioma o la red. El proceso permite a CRO, promotores e investigadores «escuchar» las reacciones —físicas, psíquicas y emocionales— que provocan los ensayos en los pacientes, y hacerlo en tiempo real. El tipo de conversación informal que se produce en las plataformas de las redes sociales y en los entornos (a veces) públicos puede revelar información que un paciente quizá no considere pertinente, o quizá olvide, al comunicarse con el personal del estudio. Los programas de escucha de redes sociales, que utilizan procesamiento del lenguaje natural y análisis de sentimientos, pueden seleccionar frases para su revisión que pueden contener información muy útil, como, por ejemplo, efectos adversos.

¿Son las redes sociales un activo importante?

Aunque el modelo de ensayo a distancia puede confiar en los diarios de los pacientes y en su diligencia para seguir realizando las visitas mediante soluciones de telesalud, la realidad es que, durante periodos de distanciamiento social y limitaciones para viajar, el uso de las redes sociales está especialmente presente en el día a día de las personas. Y los participantes en los estudios clínicos no son una excepción.

Es habitual que la gente utilice las redes sociales para comunicarse con los amigos y la familia y hablar de los progresos que hacen, los eventos adversos y su experiencia en general con el propio proceso del estudio. La penetración de la redes sociales se acerca al 50 %, según Statista, y el crecimiento de los mercados en que impera el móvil proporciona un buen caldo de cultivo para que aumente dicha penetración. Solo en EE. UU., cerca del 70 % de los adultos utiliza las redes sociales, definidas como perfiles y publicaciones públicos o privados.

Mediante la escucha de redes sociales, los promotores pueden aprovechar una fuente muy rica para conocer el sentir de los pacientes, que lo comparten públicamente, pero en un entorno sin supervisión, y realizar un estudio comparativo de los comentarios de los participantes sobre el tratamiento, medicamentos comparables, el promotor y el propio estudio, de forma tanto cualitativa como cuantitativa. La escucha de las redes sociales es una tecnología importante que ayuda a cerrar el círculo de las comunicaciones de los participantes y garantiza que el promotor oiga todos los comentarios necesarios de los participantes, aun cuando el estudio se realice a distancia.

El equipo de Life Sciences de Lionbridge puede ayudarle a mejorar su control sobre el proceso de los ensayos clínicos al facilitarle la escucha de redes sociales, junto con otros muchos servicios en todo el ciclo de vida de los ensayos. Póngase en contacto con nosotros para obtener más información.

linkedin sharing button
  • #regulated_translation_localization
  • #life_sciences
  • #blog_posts

#disruptionseries


Mark Aiello
AUTORES
Mark Aiello